martes, 26 de enero de 2010

Los comentarios de la gente en la calle

Estos días que hemos salido de paseo nos hemos encontrado con distinta gente que se acerca o comenta cosas de los mellis. Algunos hacen comentarios felices y otros donde hay pura mala onda.

Igual es bakan que la gente mire el coche doble y comente cosas de ellos, la mayoría son cosas como “ahhh…que lindo”. Por ejemplo, un día se acercó una niña desconocida a comentarnos que ella tenía mellizas y nos contaba algunas anécdotas de ellas que ya tenían 2 años. A mí me gusta saber la experiencia de otras mamás de mellizos que en algunas cosas es totalmente distinta a la de los embarazos simples. Igual muy buena onda la niña aunque hablaba hasta por los codos y como que al final de la conversación ya nos empezó a dar la lata y no hallábamos como cortarla. Lo mala onda fue que en la mitad de esta conversación se acerca una señora mayor y nos dice en tono de vieja latera “ohhh….que bendición de Dios”…hasta ahí todo bien, pero luego se manda unos “consejos” del tipo “pero no es bueno que los andes paseando en el coche, porque el sol, o los virus, o la gente, etc,etc”…o sea, un montón de comentarios que a mí me parecieron mala onda y que nadie le había pedido. Otro día nos cruzamos con otras niñas y una dice “ohhh..que lindo, mira son dos” en un tono todo azucarado, la cuestión es que la amiga dice “tschhh…la cueita, justo le salió la parejita” todo esto en un tono medio envidioso. A lo mejor yo soy un poco perseguida, pero he pensado en reponer el uso de la medallitas al menos cuando salgamos a pasear porque no quiero que las malas ondas afecten a mis niños…además que si alguien los “ojea” de dónde sacó una señora media bruja que les quite el “mal”??.

Los comentarios que más me divierten son esas mamás que andan con sus hijos (me ha pasado en la consulta del doctor) y camuflan sus ganas de copuchar con sus niños, y es típico que le dicen a su cabro chico “mira las guagüitas, anda a mirarlas” y le dan un empujoncito en la espalda para que miren a las guaguas, claramente los niños no tienen el menor interés en acercarse, pero obligados por su mamá miran a los bebes cuando es en realidad ella la que muere de ganas de preguntas por ellos.

De todas maneras, la mayor cantidad de las veces la gente se asombra al ver el coche doble y siempre felicitan por los niños y yo ando toda orgullosa de mi prole.

1 comentario:

  1. Tanta vieja gueona que no tiene nada que hacer. No pesquí y disfruta a tus hermosos.

    ResponderEliminar